20 de febrero de 2014

Grifos electrónicos, que son y como funcionan.

Los grifos electrónicos se están poniendo de moda, sobre todo en hostelería, recintos deportivos y baños públicos, ¿Sabes cuales son las ventajas de los grifos electrónicos?, ¿Realmente resultan prácticos?, ¿Que diferencia hay entre los grifos electrónicos y los temporizados?...Surgen muchas dudas, por lo cual vamos a intentar resolverlas en este artículo.

¿Que son los grifos electrónicos?

La grifería electrónica es aquella que detecta la presencia de las manos cuando nos acercamos al grifo, de manera automática, deja correr el agua. Este sistema garantiza que el grifo estará cerrado siempre y cuando no haya una persona en su espacio de sensor.

¿Como detectan la presencia los grifos electrónicos?

La mayoría de los grifos electrónicos vienen equipados con un sensor de luz, este sensor de infrarrojos, por lo general, está instalado en el cuerpo del grifo, cuando nos acercamos, el sensor detecta nuestra ''sombra'' y envía al grifo la orden de abrir el agua. También puede activarse a través de un radar que identifica la variación en la onda de una señal emitida. Este sistema ofrece un mayor campo de actuación y efectivamente, es más caro.
En el caso de la ducha, el agua cae al detectar un cuerpo a una distancia mínima predeterminada. El sistema más empleado es el que se activa al pasar la mano debajo del grifo y se desactiva de la misma manera.

¿Como se alimentan los grifos electrónicos?

Este tipo de griferías son alimentadas a través de la corriente eléctrica o con pilas alcalinas. En el segundo caso, las baterías se colocan en una caja porta pilas estanca, unida al grifo mediante un cable. Esta caja se coloca en un lugar discreto pero accesible, para que el cambio de las pilas resulte sencillo. Obviamente, una vez instalado el cable no se ve.

Entre las dos opciones, particularmente me quedo con la opción a pilas, me parece mucho más segura, pues eso de acercar agua y electricidad..., pero si el grifo es de buena marca podéis estar tranquilos.

Cuando las pilas se agotan, el agua deja de caer, por lo que es conveniente tener siempre a mano un juego nuevo de baterías. No obstante, la mayoría de los grifos emiten una señal de luz o pitido de aviso antes de que las pilas se agoten completamente, lo que puede ocurrir cada dos o cinco años, depende sobre todo de la calidad de la pila, uso, frecuencia de activado...

Normalmente los grifos electrónicos emplean cuatro pilas, a ser posible se recomiendan alcalinas, y así prolongar al máximo el cambio de las mismas, aunque algunos modelos funcionan con una única batería.

En el caso de los grifos con detección por radar es necesaria una conexión a la red eléctrica.

¿Son seguros los grifos electrónicos con sensor?

Si, esta tecnología está ya muy avanzada, casi todos los fabricantes tienen ya este tipo de grifos. Algunos modelos incorporan dispositivos de temporizado de seguridad, que cortan automáticamente el agua si el grifo está abierto más de un tiempo determinado.

Por otro lado, los grifos electrónicos se pueden desactivar mientras se limpia el sanitario o fregadero en el que están instalados y, al tener asegurado el cierre, reducen el riesgo de inundación o de fugas.

¿Que ventajas ofrecen las griferías electrónicas?

Su principal ventaja es el ahorro de agua, de esto no hay duda, pues vas a consumir exactamente el agua precisa, ni más ni menos, además, en baños públicos ganamos en higiene, pues en ningún momentos es necesario entrar en contacto con el grifo.

En un principio, los grifos electrónicos fueron pensados para su uso en baños públicos, muy concurridos, como los de hospitales, estadios, piscinas u hostelería, pero cada vez son más populares en los hogares.

El ahorro puede llegar hasta un 50% con respecto al resto de grifos.

Otra ventaja es que se mantienen limpios durante más tiempo y son más higiénicos, puesto que no es necesario manipularlos con las manos. Esta característica ha hecho que sean muy utilizados en grandes instalaciones y cocinas industriales, para evitar la acumulación de bacterias.

¿Que inconvenientes presentan los grifos electrónicos?

Pues en si mismo pocas son las desventajas de este tipo de grifería, si es verdad, que en algún momento son un engorro y el agua sale cuando menos te lo esperas o tarda en salir. Como punto negativo más importante es no tener la posibilidad (al instante) de regular el caudal y fuerza y si quieres agua caliente debes esperar con la mano puesta en el sensor hasta que llegue.

Otro punto a destacar no es en si mismo desventaja, es mas bien un punto a tener en cuenta, se trata del sensor, que como es obvio no puede estar sucio ni taponado, pues puede ar fallos. Esto que a priori no debería suponer quebraderos de cabeza, puede resultar un problema si le caen restos de jabón, crema de afeitar..., pero nada grave si se mantiene limpio.

¿Grifo temporizado o electrónico?

Pues la verdad que ambas opciones son interesantes en el ahorro de agua, a la larga se ahorra más agua con los grifos electrónicos pero su precio se dispara desde los 180 € hasta los 400 €. mientras que los temporizados puedes encontrarlos por poco dinero.

¿Donde puedo colocar un grifo electrónico?

Estos grifos se pueden instalar tanto en el lavabo, como en el bidé, en la ducha o en el fregadero de la cocina. Sigue, eso si, las instrucciones de cada fabricante y cuenta que adquieras el ''grifo correcto para su oso correcto'' en lavabo, bidé...

¿Se puede regular la temperatura y el caudal del grifo?

La temperatura y el caudal de los grifos electrónicos ''se pueden regular cuando procedemos a instalarlo''. No hay unas instrucciones genéricas, ya que cada fabricante usa su sistema, sigue siempre las instrucciones de montaje.

Las griferías electrónicas disponen de una válvula termostática o palanca que permite graduar manualmente el caudal, así como la mezcla de agua caliente y fría. Así regulamos el consumo de agua y conseguimos la temperatura exacta que queremos nada más abrir el grifo.

¿Cuanto cuesta un grifo electrónico?

En cuanto al precio, si te dispones a comprar un grifo electrónico barato ten cuidado, el coste medio de un grifo electrónico va desde los 180 €. Hablo claro está, de marcas de confianza y cierto prestigio, excluyendo a los Bricocentros que los venden a 60 €. El precio depende, por supuesto, de la marca, modelo, calidades...Esta cantidad se justifica por los avances tecnológicos que incorpora la grifería, así como por su diseño, ya que suelen ser modelos muy modernos y vanguardistas.

No recomiendo la compra de grifos electrónicos de importación, ya sabes, ''Made in China'', Bricocentros..., que se te estropee una calculadora...vale, pero que te falle un grifo...mal asunto.

4 comentarios:

  1. Perfecto artículo, enhorabuena.

    ResponderEliminar
  2. Yo tengo uno en el baño de invitados y a todo el mundo le gusta, me costó 230 eurazos!!! Como para que no les guste!!! Jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ejejej si, este tipo de grifos son algo caros, pero a la larga se compensa, pues se ahorra en luz y agua.

      Eliminar

Por favor, tu opinión nos interesa, exprésate.